A menos de una semana de la muerte de Steve Jobs, el mundo tecnológico sufre otra pérdida. Denis Ritchie, creador del lenguaje de programación C y del sistema operativo UNIX, falleció a los 71 años tras luchar contra una larga enfermedad.
Ritchie entró en la historia grande de la informática en 1968, cuando conoció a Kenneth Thompson en los Bell Laboratories y se pusieron a trabajar en un sistema operativo. Ambos tenían conocimientos e inquietudes complementarias: Ritchie era un amante de la física y se metió en la informática por su amor a las matemáticas, en cambio, Thompson fue un amante de la eletrónica.
Ante los problemas que Bell (actual Alcatel-Lucent) experimentaba con su sistema operativo Multics, crearon UNIX, que fue diseñado para poder ser instalado en cualquier entorno, multitarea y multiusuario. Y lo diseñaron completamente en lenguaje Assembler, que es el lenguaje de más bajo nivel, es decir, el más parecido al lenguaje máquina.
Luego, Ritchie se propuso otro desafío: crear un lenguaje de programación portable (que pueda servir para crear programas en diferentes entornos/aparatos) y que tenga acceso a ciertas características del hardware que sólo se podían obtener mediante Assembler.
El lenguaje empezó siendo una implementación del lenguaje BCLP por lo que se llamó simplemente “B”, pero a medida que fue evolucionando su desarrollo, realizado completamente en Assembler, decidieron bautizarlo “C”, que es la letra que le sigue a la “B”. Al ver las potencialidades de este lenguaje, UNIX fue completamente reescrito en C en 1973.
El legado de Ritchie es asombroso. UNIX es el sistema operativo que Linux Torvalds tomó como ejemplo para crear a Linux y poder correrlo en computadoras IBM compatibles. Por otro lado, MacOS es otra implementación de UNIX, pero con una interfaz propietaria llamada Aqua. Además, toda la arquitectura de Internet está creada sobre UNIX y fue el sistema operativo que hizo posible su desarrollo.
Como si esto fuera poco, todo los teléfonos móviles actuales tienen algo de Ritchie. Además de que iOS y Android están basados en UNIX, el lenguaje de programación JAVA está fuertemente inspirado en C, y funciona en todos los celulares, desde los de gama baja, hasta los de gama media.
Y también es muy extendido en la Web. Casi todos los servicios de Webmail, Google, Twitter, Facebook poseen funcionalidades escritas en AJAX, una implementación de JavaScript que posee una sintaxis basada en C para crear contenidos dinámicos. Cada vez que vemos que se actualiza la información de nuestra red social sin que refresquemos la página, se la debemos a la magia de AJAX.
Por su parte, C es uno de los lenguajes de programación moderno más utilizado en el mundo y aún sigue vigente. Y el legado de Ritchie es recordado fuertemente en la comunidad: en Twitter es uno de los trendind topics más usados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *